Hockey en silla de ruedas: cómo y dónde practicarlo

Publicado: | Por Sunrise Medical

Aunque todavía no sea un deporte muy conocido en nuestro país, el hockey para discapacitados en una de las modalidades deportivas adaptadas con más tirón. Una de sus grandes ventajas es que es un deporte de equipo que puede ser practicado por personas con diferentes grados de discapadidad, lo que lo convierte en una actividad integradora y socializadora especialmente para aquellos que padecen discapacidades severas.

Cataluña, Madrid y Valencia son los lugares donde el hockey para discapacitados tiene más presencia aunque es muy probable que, debido a los beneficios de su práctica, ésta se extienda rápidamente al resto de comunidades y provincias. 
 

Reglas básicas del hockey para discapacitados


Los objetivos del hockey adaptado son los mismos que en cualquier modalidad de hockey: introducir la pelota en la portería contraria y evitar que entre en la propia, aunque requiere mayor adaptación que otros deportes, ya que se juega con sillas de ruedas eléctricas y pueden practicarlo personas con diversas discapacidades.

Los equipos del hockey para discapacitados están formados por cuatro jugadores de campo y un portero, y los tiempos de juego se distribuyen en dos tiempos de 20 minutos cada uno con un descanso de 10 minutos entre ellos.

La primera gran particularidad del hockey en silla de ruedas es que la pista de juego, similar a la de fútbol-sala (las medias aproximadas son 24x12 metros), está delimitada por tablas de 20 centímetros de altura que evitan que la pelota salga del campo. Las esquinas deben estar redondeadas.

Las porterías del hockey para discapacitados son más bajas que las del hockey tradicional (miden 20 centímetros, al igual que las barreras de seguridad) y tienen el doble de red para evitar que la pelota rebote, de tal forma que los jugadores con stick fijo pueden controlar en todo momento el balón.

Aquí llega otra de las grandes particularidades del hockey para discapacitados: hay dos tipos de jugadores, los que tienen stick manual (similar al de hockey convencional pero más ligero) y los que tienen T-stick, que es un stick en forma de T unido al reposapiés de la silla de ruedas y que es utilizado por las personas que no pueden sujetar un stick manual. 

La pelota es de material sintético y con agujeros para disminuir su peso. Su estructura también permite que en el caso de que una silla pase por encima de ella vuelva rápidamente a su forma original.
Si quieres saber más sobre la normativa del hockey para discapacitados, sobre cuáles son las particularidades de las sillas de ruedas con las que se juega, sobre los sticks o sobre otros aspectos del juego  (faltas, amonestaciones, etc.) en este enlace encontrarás el reglamento internacional de la IWAS Committee Electric Wheelchair Hockey en castellano.
 

deporte en silla de ruedas


¿Quién puede practicar  hockey en silla de ruedas y qué beneficios aporta?

El hockey para discapacitados puede ser practicado por cualquier persona independientemente de su discapacidad, ya que está diseñado para usuarios de sillas de ruedas eléctricas.
Además, éstas pueden adaptarse tanto en lo relativo a su velocidad como en la ampliación de complementos del juego (stick fijo) o de la seguridad (cinturones), lo que lo convierten en un deporte muy seguro para niños y adultos.

Pueden practicarlo hombres y mujeres con discapacidades severas, como enfermedades neuromusculares, parálisis cerebral, poliomelitis, hemiplejia, tetraplejia o espina bífida independientemente de su edad. De hecho, el hockey para discapacitados llegó a España a principios de los años noventa de la mano de ASEM- Asociación Española de Enfermedades Musculares
Ser un deporte de equipo hace que el hockey adaptado requiera entrenamientos periódicos y coordinación entre los miembros del grupo y permite que se refuercen las relaciones fuera del entorno familiar. Con deportes de este tipo también se potencia el trabajo en equipo, se adquieren nuevas habilidades organizativas, se potencia el sentido de la responsabilidad y se promueve la convivencia fuera del entorno familiar, lo que para las personas discapacitadas se traduce en una mayor autonomía.

hockey-silla-de-ruedas1.JPG

Clubs y asociaciones de hockey para discapacitados en nuestro país

Actualmente, el hockey en silla de ruedas tiene federaciones oficiales en once países incluido el nuestro. La IWAS Committee Electric Wheelchair Hockey regula a nivel internacional el hockey para discapacitados aunque debido a sus peculiaridades éstas pueden adaptarse en sus competiciones nacionales.

En el caso de España  el hockey para discapacitados llegó de la mano de ASEM en el año 1995. Cataluña es la Comunidad Autónoma donde más presencia tiene el deporte con equipos asentados como “BCN-Crackers”, pioneros de este deporte en 1997  o “Els Dracs”, patrocinado por el Institut Guttmann y que nació a principios del 2000.
 
Otros equipos de hockey para discapacitados en Barcelona son AMB de Barberá y el Comkedem de Barcelona. Los equipos con presencia en Madrid son el Club HSRE Magerit y el Club Patín de Alcobendas, mientras que los valencianos Levante U.D. “Masclets”, “Los AMO” de Ontinyent y “Amics de la Boccia”  y “Los cibernéticos” del CRMF de Albacete  son otros de los clubs de referencia en este deporte a nivel nacional.
 
¿Eres un amante del deporte? En el blog de Sunrise Medical también hemos hablado de otras disciplinas como el baloncesto adaptado o el tenis en silla de ruedas. Si quieres practicar cualquiera de estos deportes con la mejor equipación, en Sunrise Medical contamos con una línea deportiva de sillas de ruedas. ¡Encuentra la que mejor se adapta a tu deporte favorito!

Elegir silla de ruedas

¡Suscríbete a nuestro blog!

Nuestras marcas