Perros de asistencia para personas con discapacidad

Publicado: | Por Sunrise Medical
Perros de asistencia para personas con discapacidad

Los perros pueden adiestrarse para asistir a personas discapacitadas convirtiéndose en mucho más que mascotas: se trata de fieles e inseparables compañeros que facilitan a sus dueños su día a día y que, en muchas ocasiones, también les ayudan a superar sus miedos y problemas físicos y psicológicos.

Los perros de asistencia son canes preparados para ayudar a las personas a superar las limitaciones propiciadas por una discapacidad y por las barreras de su entorno. En teoría cualquier persona con una condición física o psicológica que limite su vida de forma sustancial podría adoptar uno de estos animales de asistencia.

Vida activa en silla de ruedas

Características de los perros de asistencia

No es imprescindible que los perros de asistencia sean de una raza determinada aunque es aconsejable que sean dóciles, tranquilos, afectuosos y previsibles para poder vivir en sociedad sin problemas. Algunas de las características propias de los animales de asistencia son:

  • Gran capacidad de aprendizaje
  • Escasa agresividad
  • Buena reacción ante sonidos y señales

Entre las razas que suelen ser seleccionadas para convertirse en perros de asistencia y perros de terapia destacan el Golden retriever y el Labrador retriever, también son habituales los Pastores belga malinois (inteligentes y con muchas habilidades físicas) y los Alaskan malamuten (leales, trabajadores y muy nobles).

El proceso de adiestramiento para perros de asistencia

El adiestramiento de los perros de asistencia y los perros de terapia suele ser largo, como mínimo entre 8 y 10 meses, aunque puede alargarse hasta dos años. Generalmente los animales son seleccionados desde cachorros y su dueño los adopta cuando ya están en proceso e incluso educados completamente, aunque en algunas ocasiones se intenta educar a un animal propiedad de la persona discapacitada.

Algunas asociaciones también trabajan con perros abandonados o de protectoras si cumplen con las características para convertirse en perros de asistencia.

El adiestramiento de los perros de asistencia consiste en enseñar a la mascota a realizar tareas que ayuden a su futuro dueño en su vida diaria, como recoger y traer cosas, abrir o cerrar puertas, tocar timbres, apagar o encender luces, abrir y cerrar cajones o ayudar a la persona a quitarse ropa o zapatos. También son educados para proteger a su dueño, pedir ayuda o tirar de la silla de ruedas en distancias cortas.

perros de asistencia

Tipos de perros de asistencia según la discapacidad

  • Perros de asistencia para personas con discapacidad física. Preparados para coger cosas del suelo, encender interruptores, abrir y cerrar puertas y cajones, etc.
  • Perros de asistencia para personas con discapacidad auditiva. Especialmente entrenados para avisar a su dueño de diversos sonidos (timbres, teléfono, llanto de un bebé, voces, alarmas, despertador, etc.) y llevarle hasta el lugar de donde proviene sonido.
  • Perros de asistencia para personas con discapacidad visual. También conocidos como perros guía.
  • Perros de asistencia para alertas y emergencias. Entrenados para hacer compañía a personas mayores o asistir a personas que pueden sufrir enfermedades como diabetes o epilepsia, y pedir ayuda en caso de ser necesario.
  • Perros de asistencia para personas con autismo. Son un tipo de perros de terapia capaces de evitar o reducir las conductas disruptivas y conductas estereotipadas propias del autismo. Estos animales, que establecen un canal afectivo muy fuerte con sus dueños, mejoran la comunicación, la estimulación sensorial y la seguridad de sus propietarios.
  • Perros para la realización de terapias asistidas con animales (TAA). Este tipo de intervenciones incluyen el vínculo persona-animal con una finalidad terapéutica y/o educativa. Los perros para terapia son utilizados en personas con discapacidad intelectual o psíquica, trastornos psicológicos, además de en residencias de ancianos, centros sociales y centros de drogodependientes. 

krypton

¿Cómo puedo solicitar un perro de asistencia? 

La solicitud de un perro de asistencia debe estar muy meditada y el usuario debe valorar el impacto que la presencia de su nueva mascota va a tener en su estilo de vida. Aún así, un porcentaje alto de personas discapacitadas opta por los perros de terapia porque, además de ayudarles, también les hacen compañía hasta convertirse en buenos amigos y compañeros.

El proceso de solicitud de los perros de asistencia suele ser largo debido a la gran demanda. Las asociaciones dedicadas a la educación de estos animales de asistencia valoran cada solicitud de forma individual buscando la mascota correcta para cada persona. En algunos casos, tras la asignación, se realizan entrenamientos conjuntos para ver si ambos congenian bien. El seguimiento posterior puede durar varios meses.

En el caso de los niños, suele exigirse un mínimo de edad para que el perro le reconozca como dueño. Además es importante que el niño pueda asumir algunas responsabilidades con su perro de asistencia como sacarlo a pasear o cepillarlo.

Entre las asociaciones dedicadas a la educación de perros de asistencia y perros de terapia en España destacan: Bocalán o AEPA.

Si te ha resultado interesante este artículo y quieres saber cómo mejorar tu movilidad, visita el blog de Sunrise Medical para descubrir los mejores consejos. Visita nuestra página web para echar un vistazo a nuestras soluciones de movilidad: nuestra gama de sillas de ruedas manuales y la de sillas de ruedas eléctricas. Un buen equipamiento marcará la diferencia.

Nuestras marcas