Yoga para personas con discapacidad: descubre sus beneficios

Publicado: | Por Sunrise Medical
Yoga para personas con discapacidad: descubre sus beneficios

El yoga, como disciplina basada en cultivar cuerpo y mente para lograr un mayor bienestar mental y físico, puede tener múltiples efectos terapéuticos en personas con discapacidad, con diversidad funcional y con necesidades especiales. Y es que, aprender a mejorar la respiración y tomar conciencia del cuerpo es muy beneficioso para aprender a relajarnos, mejorar el equilibrio y la coordinación, y aumentar el tono muscular.

Los beneficios de una actividad milenaria

Aunque según algunas fuentes su práctica se remonta a la India de hace cientos de años (los textos fundacionales del yoga, escritos por el sabio Patañjali, se remontan al siglo III a. C) el yoga se popularizó en Occidente durante el siglo XX, concretamente en las décadas de los 60 y los 70. Desde entonces, es definido como una disciplina físico-mental encaminada a lograr la perfección espiritual a través de “asanas” (posturas corporales) que combinan posturas clásicas y de gimnasia occidental.

life

A pesar de las ligeras controversias sobre su origen y sobre sus diversas modalidades, lo que nadie duda es que practicar yoga es positivo (al menos tanto como otras actividades aeróbicas) siendo especialmente útil para evitar enfermedades cardiovasculares, prevenir la depresión y tratar cuadros de ansiedad.

Otros de los beneficios físicos, mentales y emocionales del yoga son:

  • Tonifica los músculos.
  • Aumenta la resistencia, la flexibilidad y la capacidad pulmonar.
  • Ayuda a controlar la respiración.
  • Mejora la capacidad de atención, concentración y memoria.
  • Facilita la circulación sanguínea.
  • Permite un mayor autorreconocimiento corporal y emocional.
  • Mejora la confianza y la autoestima.
  • Promueve el desarrollo integral y continuo de cuerpo y mente, ya que se trata de una actividad progresiva.
  • Promueve la integración y la empatía hacia otros.
  • Ayuda a generar endorfinas y facilita el descanso nocturno.

Características del yoga adaptado para personas con discapacidad

Debido a sus beneficios físicos y psicológicos, el yoga puede entenderse como una actividad terapéutica en sí misma, cubriendo muchas de las necesidades que requieren las personas con diversidad funcional. De hecho, es una actividad tan personal que adaptarlo a personas en sillas de ruedas o con problemas de movilidad no es excesivamente complicado. Sólo hay que buscar variaciones o alternativas a determinados movimientos o posturas.

Como cualquier otra modalidad de esta actividad, el yoga para personas con discapacidad se basa en un profundo conocimiento de la anatomía y fisiología del cuerpo humano para adaptar sus posturas a las características biomecánicas y patológicas de cada persona: el yoga terapéutico las selecciona y modifica, y establece los apoyos necesarios para conseguir con ellas el mayor equilibrio entre los huesos y la tensión muscular.

Las técnicas utilizadas en las sesiones de yoga para personas con discapacidad son:

  • Asanas (posturas físicas que aportan equilibrio, flexibilidad y firmeza).
  • Pranayama (control de la respiración para encontrar calma y serenidad).
  • Dhyana (capacidad de concentración).
  • Yoga nidra (capacidad de relajación).
  • Mantras (sonidos y sílabas que inducen a la mente a relajarse).

Una última característica del yoga para personas con discapacidad es la “regla del no dolor”. Esto implica que, si una postura requiere modificación o ajuste manual por parte del profesor, siempre debe ser cómoda, indolora y adecuada para el alumno. De no ser así, debe ser sustituida por otra.

Efectos terapéuticos del yoga para las personas con discapacidad

La práctica continuada del yoga aporta a las personas con discapacidad un equilibrio general del sistema nervioso, mejorando la higiene postural, la circulación sanguínea, la digestión y la respiración.

Gracias a él, las personas con lesiones medulares o problemas de movilidad pueden mover la columna en todas las direcciones, flexibilizándola, estirándola y haciéndola rotar, lo que ayuda a fortalecer el eje central del cuerpo. Mejorar la coordinación es otro de los efectos terapéuticos del yoga más reconocidos.

New Call-to-action

Además de una actividad física, el yoga es también una filosofía. Y, en el caso de las personas con discapacidad, puede ser una actividad integradora y cooperativa muy útil para enseñarles a ver la vida desde otra perspectiva, a asimilar su situación, a controlar sus impulsos, a entender las limitaciones de su discapacidad y a afrontar los pequeños retos diarios. Esto es muy útil para evitar la ansiedad o el sentimiento de frustración habitual entre los miembros de este colectivo.

Otro de los objetivos del yoga es “reconectar” al alumno con su cuerpo, algo especialmente importante para personas con autismo, generalmente desvinculadas de su entorno a nivel emocional y que tienen en el yoga una oportunidad de entender su cuerpo y de gestionar sus propias sensaciones.

Por último, el yoga adaptado puede ser útil para personas con Síndrome de Down, ya que la protrusión de la lengua, una característica de esta alteración cromosómica, puede moderarse a aprendiendo a respirar por la nariz. La mejora de la respiración ayudará a disminuir los problemas ocasionados por una falta de oxigenación en el aparato digestivo.

Dónde practicar yoga adaptado

Como pasa con muchas otras actividades, puedes practicar yoga adaptado en tu propia casa, con la ayuda de algún tutorial en formato vídeo que encuentres por internet, y en caso de que lo necesites, con la ayuda de algún familiar, amig@ o cuidador/a. 

Si por el contrario, eres de las personas que les gusta acudir a clases impartidas por profesionales, en las que también puedes conocer a personas con tu mismo interés, puedes echar un vistazo a estas escuelas de yoga adaptado:

En definitiva, si disfrutas de las actividades físicas o te gustaría mejorar tu flexibilidad, el yoga puede ser una buena actividad para ti, así que aprovecha al máximo sus beneficios mientras cuidas tu cuerpo y tu mente.

No olvides que un buen equipamiento es lo que marcará la diferencia en tu día a día. Descubre nuestra gama de sillas de ruedas manuales y sillas de ruedas eléctricas y consigue una mayor calidad de vida.